SOBRE MI

Soy Wismar Pulido, nací en Caracas, Venezuela, el 16 de abril de 1979, vengo de una familia católica. Cuando era muy niño amaba la música clásica y la música del llano, dado que mi padre era del llano – Específicamente del estado Apure – y quería ser cura porque sentía un profundo respeto por el Dios de los Cristianos.

A mis cinco años llegó a mis oidos el Heavy Metal a mi vida, específicamente con el álbum “The Number of the Beast” de Iron Maiden; gracias a mi hermano mayor más cercano (dado que tengo más hermanos), y un amigo de él de la época, el cual ahora es mi amigo. La primera vez que escuché todo eso y vi las portadas del LP, dije que era música del diablo y sentía pavor de todo eso… A los pocos meses “ya el diablo me había seducido jejeje”, sin embargo, no lo exteriorizaba mucho puesto que mi padre odiaba ese tipo de música.

Mi padre, víctima de los vicios tales como el cigarrillo y el alcohol, muere un tres de enero de 1987, dejándonos a la deriva, un adolescente de 14 años, a una mujer de 49 años y a mí, un niño de 7 años, quien no entendía mucho de cosas como la ausencia o la muerte.

Empecé a sufrir de dispersión, déficit de atención y todas esas cosas terribles, las cuales uno no entiende por qué pasan pero pasan. Muchas veces cuando regresaba a casa, dado que mi mamá trabajaba en una escuela como directivo y estaba todo el día fuera, y me encontraba solo en ella; tomaba los instrumentos que mi papá le había dejado a mi hermano, una vieja mandolina y una guitarra española. Fue ahí cuando realmente empecé a explorar los sonidos, los trastes, las melodías… Nacía mi inquietud musical…

También empezaba a cuestionar la existencia de un Dios bueno, amoroso y justo… Sentía que era un Dios horrible, castigador y me declaraba en rebelión. Al mismo tiempo sentía que el Diablo era mi mejor compañía y mis compañeros en mis pensamientos e ideas, aquellos que sentía que nutrían mis nuevos ideales, además de mi vivencia de niñez frustrada por la muerte de mi padre, eran Iron Maiden, Black Sabbath, Motorhead, Metallica y luego llegaron Venom, Exodus, Possessed, Dark Angel, Bathory, Kreator… Tenía 8 años y medio.

Mi padre siempre me enseñó que para poder argumentar alguna cosa debía conocerla primero y luego establecer mi propio juicio. Siempre fui una persona precoz… Aprendí a leer a los tres años y medio y a diferencia de los tiempos actuales, yo siempre andaba con libros… Libros sofisticados para mi edad… Diccionarios, biografías… Leía libros de niños, pero en ocasiones me aburrían… Sentía que me trataban como idiota. Eso fue lo que me permitió entender lo que mi papá decía con esas palabras tan profundas para un niño como yo… Ojalá ahora leyera la mitad de lo que leía antes… Eso me motivó a leer la Biblia y en ella conseguí el libro de las contradicciones, de la hipocresía y de los extremismos, en el cual pasa de ser sumamente piadoso a ser extremadamente castigador… Cegador y castrador de ideales, de ideosincracias y de avance real.

Al leer la Biblia, y leer y asimilar sus preceptos morales y luego leía la historia feudal, cristianismo de Constantinopla, las cruzadas y nuestra historia latinoamericana y comparaba las incongruencias entre la “Palabra de Dios” y sus “representantes en la tierra” y seguía existiendo un profundo abismo entre el Verbo Divino y la Acción Divina… Y era algo que no terminaba de obviar… No era fácil hacerlo luego de abrir mis ojos y ver tantas injusticias… El odio y la discriminación a nuestros paisanos originarios, el trabajo y la necesidad que pasaban nuestros familiares, amigos y demás gente conocida, ver como en el sector donde vivía, y aun vivo, la mayoría de los capitales e inversiones son extranjeros y ver con indignación el maltrato de estos en contra de los nuestros… Luego verlos saliendo de una iglesia, orando, rezando y luego felices porque creen que están absueltos de tanto pecados y barbaries… Me dí cuenta de que la religión es el verdadero mal del mundo y que aquellos sólo hay dos tipos de hombres… aquellos que se someten a Su Palabra y aquellos que la escriben a su antojo… Los débiles y los poderosos… Eso forjó mi pensamiento actual… Eso forjó mi ser.

Bien, en el terreno musical las cosas no fueron muy diferentes… Aprendí a tocar muy rápido… identificaba ciertos sonidos y tocaba las canciones de la forma que creia que se tocaban… Cada vez iba creciendo en mis habilidades… Sin embargo, mis posturas no eran las más adecuadas, trayéndome como consecuencia una tendonitis, años más tarde.

Después de tratar de estudiar música formalmente, cosa que jamás pude lograr, empecé a estudiar sistemas, con la finalidad de “tener una profesión normal” que me pudiera proveer de un empleo decente y poder costearme mis equipos para hacer música, entre otras cosas. Tomando en cuenta de que la primera guitarra eléctrica que tuve no era la mejor: Una Washburn MG-40, un amplificador Peavey Audition 110 y un pedal DOD Death Metal, quería comprar nuevos equipos… En fin, comprar mejores equipos y tratar de obtener el mejor sonido y herramientas para componer… A eso luego siguieron una Bateria electronica BOSS (no recuerdo bien el modelo), un portastudio YAMAHA MT4X, cambios de guitarras y otros…

En esos tiempos fue cuando comencé a conocer acerca de la informática musical… Compré mi primera pc, con una bonificación de fin de año y empecé a dar trastos con el wav editor que venía con el cd de las tarjetas Creative Live 5.1, así como también empecé a conocer acerca los DAW (“Digital Audio Workstations” o en español: Estaciones de Trabajo para Audio Digital), y como siempre tuve una obsesión por las teclas (entiéndase: pianos y teclados), también empecé a conocer sobre los sintetizadores y secuenciadores como Reason y Fruity Loops, en especial el último, en su momento; por la facilidad que me daba el utilizarlo y la integración con el DAW. Así fue como en el 2002 compuse mi primer álbum completo: “Hymns from the Underworld in Flames” para mi proyecto JIHAD, del cual hablaré en su respectiva página…

En cuanto a mí, me considero una persona normal, más no común… A veces melancólica, otras veces eufórica, bastante introspectiva en ocasiones, pues no todo el mundo merece saber tan siquiera que tienes en la cabeza… Me considero inteligente, emotivo, directo, dedicado, bastante serio y de fuertes convicciones en mis ideas e ideales, bastante centrado en lo que hago y en cuanto a mi forma de pensar soy bastante equilbrado y justo… Sin embargo, no puedo decir más porque caería en la subjetividad de la cual rechazo. Virtudes y defectos como todos… Nadie es Perfecto…

Sigo mejorando, sigo aprendiendo cosas… Actualmente con más proyectos a cuestas, en los cuales compongo y aplico los pocos conocimientos que tengo acerca de producción y composición… Cumplo un sueño propio y a la vez uno heredado… Como si fuese una misión encomendada, la cual hice mía… El sueño de mi padre y el mío a la vez… A quien le dedico toda mi obra e inspiración… No le pido a mis hijos que continúen mis sueños ni mis pasos, por eso vivo los míos hasta el último aliento… Así debe ser…

(Posteriormente, seguiré ampliando esta página dado que aun no está terminada.)

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s